La inflación ya acumula casi 50% en lo que va del año y el 2022 cerraría cerca de los tres dígitos

ECONOMIA POLÍTICA


El Indec dará a conocer hoy el Indice de Precios al Consumidor (IPC) de julio, que oscilaría entre 7,5% y 8%, según las consultoras privadas. Para agosto, estiman un piso de 6 por ciento. Dudas sobre el impacto que tendrá la actualización tarifaria

El Indec finalmente develará hoy cuánto fue el impacto en los precios de la crisis cambiaria generada a partir de la salida de Martín Guzmán como ministro de Economía, a comienzos del mes pasado. Esa renuncia, en un contexto de gran debilidad en materia de reservas por parte del Banco Central, el cepo importador y la llegada al Palacio de Hacienda de Silvina Batakis, una figura asociada al cristinismo que no generó tranquilidad sino mayor malestar, hizo que la inflación pegara un nuevo salto en julio. Del 5% que, en promedio, venía registrando el Indice de Precios al Consumidor (IPC) en los últimos meses, escaló a un rango de entre 7,3% y 8% durante el séptimo mes del año, en el que, por otra parte, las vacaciones de invierno también influyeron.

Son los números de consenso de las consultoras privadas, para las cuales la inflación no podrá bajarse de un día para el otro por más confianza que genere el recién llegado Sergio Massa a Economía. Para agosto, pronostican un piso de 6% y, de no haber ningún otro sobresalto, la escalada de precios podría ir desacelerando gradualmente para retornar al 5% mensual hacia fin de año. Hoy, con una inflación acumulada a julio que roza el 50% y una interanual en torno al 70%, la mayoría de las proyecciones para el año ya oscilan entre el 90% y el 95%, muy cerca de los tan temidos tres dígitos. Aunque ya la Fundación de Investigaciones Económicas Latinoamericanas (FIEL) pronosticó que llegará al 112,4%, según un reciente informe de FocusEconomics Consensus Forecast LatinFocus.

De corroborarse las cifras anticipadas por los privados, más cercana a 8%, la de julio sería la cifra más alta desde abril de 2002, tras la salida de la Convertibilidad. Superaría así al 7,2% alcanzado en abril de 2016, cuando en la administración de Mauricio Macri se implementaron fuertes ajustes en los servicios públicos, recordó la consultora C&T, al agregar que igualmente ese dato no está en las series oficiales porque todavía no había recomenzado la estimación del IPC luego de “apagón estadístico” del kirchnerismo (IPC Congreso de ese mes fue de 6,7%). Para esa consultora, julio arrojó un alza del 7,6%, lo que da una variación de 69,2% en los últimos doce meses, la mayor desde enero de 1992.

Además, la consultora agregó que el rubro Indumentaria también tuvo un comportamiento poco común, al aumentar casi 10%. En julio comienzan las liquidaciones de la ropa de invierno y eso suele derivar en bajas del rubro o subas leves, pero en esta oportunidad no ocurrió. A su vez, Alimentos y bebidas trepó 5%, menos que el promedio, pero con bastante disparidad en sus componentes. Las frutas y los panificados fueron los más dinámicos. De acuerdo con el análisis de C&T, en equipamiento y mantenimiento del hogar pesó, sobre todo, el fuerte incremento de los artículos para el hogar, que se dio con especial fuerza durante la primera semana del mes, tras la disparada del dólar blue y el CCL.

Dejanos tu opinión