Comerciantes de Oberá solicitan que se reactiven las ventas

LOCALES


Reclaman mayor participación de la Cámara Regional de Industria, Producción y Comercio de Oberá -CRIPCO- para alcanzar soluciones.

Comerciantes de Oberá se unieron a través de un grupo de whatsapp para debatir sobre las dificultades que atraviesan en el contexto de aislamiento e inactividad masiva.

Una comerciante cuyo local de ropa está ubicado sobre la avenida Libertad comentó: “Yo no pago el alquiler, y por eso no va a comer el que me alquila, estamos cortando la cadena de todo”.

La comerciante Adriana Kosnicki, indicó: “Ahora, ¿cómo podemos hacer?, porque nosotros no tenemos para pagar alquileres, ni sueldos, estamos pidiendo plata prestada, y los negocios están cerrando”, dijo.

“Uno no puede comparar un lugar como Flores (barrio de Buenos Aires con alta concentración comercial) donde tenés un movimiento masivo, que con Posadas o con Oberá que no hay tanta aglomeración”, analizó y opinó que el intendente debería responder ante el gobierno nacional “que no puede tomar la misma medida que en Buenos Aires o en Posadas”, en referencia a la densidad poblacional y la cantidad de casos de Covid 19.

Sobre las dificultades para el desarrollo de los comercios señaló que “ni siquiera le están permitiendo al cliente ir a recoger las cosas en la puerta del negocio. Hay una realidad, no hay dinero, la gente no quiere pagar un motomandado, en mi rubro donde las mujeres se quieren probar la ropa, ¿le tengo que mandar cinco pantalones, y que el motomandados espere media hora afuera?, nadie quiere pagar 200 pesos para que el motomandado lleve y traiga la ropa sino le queda. Es imposible”.

“En Misiones no se estilaba la venta por páginas web, porque la gente quiere probarse la ropa, es a la vieja usanza, y con todos los comerciantes que hablé es lo mismo”, remarcó.

Por ello, la iniciativa de armar un grupo de whatsapp responde a que “queremos hacer algo. No estoy viendo que las cámaras estén haciendo algo”, dijo en referencia a la Cripco (Cámara Regional de Industria, Producción y Comercio de Oberá).

Por otro lado, mediante su página de facebook, la comerciante difunde un video tutorial de cómo implementar un protocolo adecuado para el rubro en el que se desempeña. En el mismo, muestra cómo con una plancha se cumple con la esterilización de las prendas.

Por último, explicó se están asesorando jurídicamente para ver qué se puede hacer frente a estas restricciones. “Es tanta la desesperación que tenemos, hay muchos que tienen ganas de abrir directamente”, contó, recordando que el municipio aplica multas de hasta 6 mil pesos por la apertura de negocios no exceptuados.

Fuente: PE

Dejanos tu opinión