Protesta violenta frente al consulado de Chile con nueve detenidos y periodistas heridos

NACIONAL POLÍTICA


Hubo corridas, golpes y quema de contenedores por parte de grupos de izquierda y anarquistas durante la manifestación contra la represión a las protestas en Chile.

Corridas, piedrazos y golpes se registraron en la marcha frente al Consulado de Chile en Buenos Aires convocada este lunes por la tarde para apoyar las protestas en el país vecino. En medio de los incidentes, resultaron heridos dos camarógrafos de Crónica y de La Nación+ y a un periodista de A24 le tiraron gas pimienta en los ojos.

La Policía de la Ciudad indicó que por los incidentes detuvieron a 9 personas, pero con el correr de las horas y tras la intervención de la fiscalía, son seis los manifestantes que todavía siguen detenidos. Entre ellos cuatro argentinos, una mujer uruguaya y otra de origen canadiense, de 40 años.

NEWSLETTERS CLARÍN

La movilización comenzó pasadas las 17 en apoyo a «la lucha del pueblo trasandino» y para repudiar «la brutal represión, que ya provocó 11 muertos y 1.500 heridos».

 

Organizaciones como el Partido de los Trabajadores Socialistas (PTS), CTA Autónoma, Partido Obrero y agrupaciones anarquistas comenzaron a manifestarse de forma pacífica frente al Consulado de Chile, en la Avenida Roque Sáenz Peña al 500. Sin embargo, en un momento de la marcha, un grupo de manifestantes comenzó a generar corridas, tirar piedras y a agredir a periodistas.

Según testigos presenciales fue un grupo de encapuchados los que empezaron los incidentes e incluso intentaron prender fuego un local de comidas rápidas y varios contenedores de basura.

 

Luego de los incidentes, la Policía de la Ciudad desplegó a los grupos de contención para restablecer el orden y dar espacio al personal de bomberos para que apague los focos de incendio, especialmente en contenedores.

Según publicó Clarín, desde el Ministerio de Seguridad seguían con cautela los llamados a reunirse este lunes en Diagonal Norte y San Martín, en Buenos Aires, y también otro llamado que tuvo lugar el domingo en La Plata.

En medio de los disturbios, el Consulado era custodiado por efectivos de la Policía Federal, mientras que en la calle actuaban agentes de la Ciudad.

Tras los incidentes desde el Ministerio de Seguridad decidieron reforzar la seguridad en la embajada de Chile y además planeaban lanzar un alerta a las empresas con capitales chilenos radicadas en la Argentina. Cencosud es una de las principales compañías de ese país que tiene presencia local con las firmas Jumbo, Easy y Blaisten, entre otras. También la tienda multi departamental Falabella tiene capitales chilenos.

La ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, fue una de las pocas voces oficiales que salió a hablar de los incidentes. En su cuenta de Twitter vinculó la violencia con el kirchnerismo y sectores de la izquierda y apuntó contra el candidato a presidente Nicolás Del Caño y la legisladora K Gabriela Cerruti. «El tuit que ayer critiqué de Cerrutti llamaba a la violencia. También en el debate el candidato Del Caño incitó a imitar a los chilenos que están incendiando Chile», escribió.

Estas misma marchas tuvieron réplicas en Neuquén, donde un grupo de manifestantes se congregó en el monumento a San Martín de la capital para expresar su apoyo a las protestas en Chile.

Fuente: Clarín

Dejanos tu opinión