Suboficial a prisión por el abuso sexual de sus tres hijos menores

LOCALES POLICIALES


El efectivo de la Policía de Misiones fue imputado por manosear dentro de su vivienda a las niñas, de ocho y nueve años, y obligar al hermano de siete a presenciar los vejámenes.

La Justicia le dictó la prisión preventiva a un suboficial de la Policía de Misiones por el abuso sexual de sus tres hijos, dos niñas de 8 y 9 años y un varón de 7, señalaron fuentes del caso.

El hecho fue denunciado en diciembre pasado en Eldorado y por la madre de los pequeños, quien se enteró de los vejámenes por dichos de las mismas víctimas, indicó un vocero.

Al parecer y según habría surgido durante la investigación, los ataques sexuales se remontarían a un tiempo atrás, es decir que serían reiterados.

En base a testimonios, los pesquisas determinaron que mientras las niñas habrían sufrido tocamientos y rozamientos por parte de su progenitor, el menor era aparentemente obligado a observar lo que estaba sucediendo con sus hermanas, agregó una de las fuentes.

De acuerdo a los datos obtenidos por este Diario a través de fuentes, el ahora imputado al parecer residía solo -en Eldorado-, no obstante se cree que tenía un régimen o un acuerdo con su expareja para poder llevar a su domicilio a los menores, y allí habría aprovechado para cometer los abusos.

 

Relatos coherentes

Las fuentes indicaron que los menores declararon en Cámara Gesell y que fueron coherentes en sus relatos además de idóneos, lo que motivó que la jueza de Instrucción 2 de la ciudad de Eldorado, Nuria Allou resolviera firmar la prisión preventiva para el efectivo.

De acuerdo a lo que estableció la magistrada, en base a la declaración de las víctimas y otros elementos obtenidos durante la investigación, el imputado deberá responder por los delitos de “abuso sexual simple calificado por el vínculo y corrupción de menores agravado en concurso ideal”, tras lo cual el imputado fue alojado en la Unidad Penal III de Eldorado.

 

Testigo ocular

Uno de los detalles que hacen creer a los profesionales del Poder Judicial que presenciaron la Cámara Gesell que los abusos fueron reiterados es que uno de los episodios que los menores recordó se produjo tras una fiesta, más precisamente luego de las celebraciones por el Día de la Policía, el pasado 8 de mayo.

Después de este evento, el padre habría llevado a sus hijos a su casa, donde se produjeron tocamientos y rozamientos a las dos nenas, todo ante la mirada del hermano de 7 años, quien se convirtió en testigo ocular, consignaron las fuentes siempre en base a lo que surgió durante la instrucción de la causa.

En diciembre pasado, los menores rompieron el silencio y según lo que relataron a su madre, a partir de detalles y descripciones de lugares y circunstancias que brindaron las víctimas, los abusos se remontan al menos a un año y medio, afirmaron las fuentes.

Todo esto fue ratificado posteriormente tanto en la ampliación de la denuncia de la progenitora como en los testimonios de los menores ante profesionales del Poder Judicial.

La familia del imputado estaría integrada por un menor más, un niño de apenas tres años, precisó uno de los voceros consultados.

El ahora detenido, que deberá esperar el avance del proceso judicial de cara a un posible juicio oral, prestaba servicios en jurisdicción de la Unidad Regional III, con asiento en Eldorado.

Fuentes del caso señalaron que debido a su condición de funcionario policial (al momento de ser arrestado se encontraba en actividad), la defensa del imputado habría solicitado su traslado a otro lugar de alojamiento por seguridad, sin embargo el pedido no habría prosperado.

Fuente: PE
Dejanos tu opinión